Miércoles 28 de Febrero de 2024

Hoy es Miércoles 28 de Febrero de 2024 y son las 09:41 -

SOCIEDAD

27 de noviembre de 2023

El fantasma del robo de niños generó un violento episodio en el norte de Salta que terminó con cuatro detenidos

Eran las 7 de la tarde del jueves cuando los pobladores de la comunidad guaraní Yariguarenda -más conocida como Virgen de la Peña a 13 kilómetros al norte de Tartagal, en Salta- reaccionaron como lo hubiera hecho cualquier papá o mamá: rodearon un auto marca Toyota de color blanco y no permitieron que los 4 ocupantes -un hombre y tres mujeres de nacionalidad paraguaya- se movieran del lugar hasta que llegara la Policía.

En los videos que los mismos vecinos subieron a las redes sociales se escucha a varios pobladores fuera de sí, insultando a los cuatro ocupantes, quienes finalmente fueron trasladados hacia la comisaría 3 -ex 42- de Tartagal, en calidad de detenidos y quedaron a disposición del fiscal penal en turno Rafael Medina. A las pocas horas, las 4 personas mayores fueron puestas en libertad por disposición del mismo fiscal.


María Romero es pobladora y referente de la comunidad y relató: "Esta gente lo quiso raptar a mi sobrino cuando salía de la escuela. Mi hermano es el encargado de llevarlo y la mamá lo tiene en su casa al salir. Cuando ella estaba por salir para irse a su trabajo con el chiquito de la mano, llegó este auto con las tres mujeres adentro y un hombre que manejaba. Le quisieron quitar el nene, pero ella peleó y no los dejó que se lo sacaran".
 

La mujer agregó que "a mi cuñada una de las mujeres le rasguñó todo el brazo porque ella no le permitió que le sacaran al nene que tiene 6 años. Esta gente ya había estado en otra comunidad y ahí los vecinos le rompieron un vidrio del auto, pero aún así siguen recorriendo las comunidades buscando a los chicos con la excusa de cortarles el pelo. Estas mujeres venían con otro chofer, no el que quedó detenido, y ellos hablaban todos en otro idioma y si no se fueron de acá, fue porque nosotros le rodeamos el auto hasta que llegó la Policía".    "Tenían como apoyo a dos motociclistas que estuvieron acá cerca a pocos metros del auto, pero no fueron detenidos. Nosotros tenemos mucho miedo porque en las comunidades los chicos juegan en la vereda, muchos salen solos de la escuela y se van a sus casas porque acá todos nos conocemos, pero con esta gente no estamos tranquilos. Supongo que la Justicia no estará esperando que se roben a un niño", detalló.


Los ocupantes del vehículo fueron trasladados a Tartagal, pero a las pocas horas el fiscal en turno N° 2 Rafael Medina dispuso su libertad. Así lo confirmó la oficina de prensa de la unidad regional al ser consultada por el caso que generó mucho temor en las comunidades ubicadas al costado de las ruta nacional 34 y 86, donde los niños juegan en las veredas y las humildes viviendas no cuentan con enrejados ni tapias porque todos los vecinos se conocen.

El oficial a cargo de la información precisó que si bien las 4 personas paraguayas quedaron detenidas, el fiscal penal decidió que fueran identificadas y puestas en libertad. La oficial precisó que el argumento de los 4 paraguayos fue que llegan a la zona a comprar cabello, algo bastante extraño teniendo en cuenta las enormes distancias desde la zona hasta Paraguay.
 

El 15 de agosto pobladores de Piquirenda, ubicada un poco más al norte de Yariguarenda, vivieron una situación similar cuando un vehículo con varios ocupantes se acercó a dos nenes que jugaban en la vereda.    Los niños relataron que los quisieron hacer subir al auto. Una mujer que venía dentro del vehículo les dio dinero (la mamá de uno de los chicos encontró un billete de $500 en la mano de uno de los chiquitos), pero uno de los nenes comenzó a llorar a los gritos, lo que alarmó a los vecinos que salieron corriendo de sus viviendas para ver qué sucedía. El vehículo tomó hacia la ruta nacional 34 y se dieron a la fuga con dirección hacia el norte y no pudieron ser localizados. /El Tribuno Salta

COMPARTIR:

Comentarios