La caña con ruda aumentó un 100% respecto al año pasado

0
14

La bebida que “aleja” todos los males sufrió un gran aumento en su precio. Sin embargo, en el Mercadito Paraguayo comentaron que las ventas en días previos fueron bastante buenas

Mañana se renueva un clásico con el inicio del mes de agosto: la caña con ruda. Este tradicional preparado es consumido para ayudar a alejar las malas energías y las enfermedades, un deseo que cobra más fuerza en tiempos de coronavirus.

Según los mayores, “tres tragos de caña con ruda al empezar el día espantan todos los males del invierno”, incluidas las enfermedades que suelen aparecer en estas épocas. En ese sentido, en una recorrida por el Mercadito Paraguayo, La Mañana observó la venta en distintos puestos y charló con una vendedora quien brindó detalles al respecto.

“Vendemos a cien pesos la botella de 200 ml., la gente la puede llevar con o sin las hojas de ruda”, explicó una vendedora a este matutino. Además, comentó que hubo un aumento ya que “el año pasado la misma petaca salía 50 pesos mientras que un año antes en el 2018, salía 30 pesos”.

De igual manera, a pesar de estos aumentos, los formoseños respetan mucho la tradición y la demanda no cayó. Esta bebida, se estima, será muy consumida ante el brote de COVID-19 que aqueja a todos el mundo y esto se nota en el número de ventas hasta el momento.

“Todos los que me vienen a comprar hacen el mismo comentario y hablan de los memes que circulan en las redes sociales. La caña con ruda es el vencedor del coronavirus”, comentó la mujer.

Tomar la caña con ruda es una costumbre milenaria de pueblos originarios de América Latina, que la bebían para prevenir enfermedades y sobrellevar el invierno. En la actualidad, se considera que tomarla ayuda a la salud y trae buena suerte. Aseguran que se debe tomar en tres sorbos, siete sorbos o de un trago largo, preferiblemente en ayunas.

SIN FIESTA

Cabe destacar que el Club Sol de América realizó durante muchísimos años festivales dedicados a la caña con ruda. Impulsado por Beatriz Sosa, el profesor Jorge Velázquez, el exintendente Francisco “Negro” Vega, entre otros vecinos del populoso barrio San Miguel, logró tener tal vigencia que este año se preparaba para su edición número veinte, pero finalmente este año no se realizará por la pandemia.

FUENTE:lamañana

Comentários no Facebook